Donnerstag, Dezember 29, 2011

From Budapest: The Aristocratic New Year's Celebration 2012




As it happened this last year, Herr Graf resumed his particular and exclusive tour and faces a modernen New Year through the old but not forgotten windy roads of the old Austrian-Hungarian Empire.

So it’s time for nostalgia and to recollect old stories of ancient and idealized times ( the ones that European und decadent aristocrats like so much ) that probably never happened ( a trifle subject this, certainly, because as someone said in other ancient times, don’t allow a true story to spoil an invented story ).

Thus, in accord with this Herr Von’s precepts, this New Year’s Eve Herr Graf will spend terrific and terrified time in Budapest, in the Hungarian capital city that in other times shared glory and decadency with Vienna ( ah, what terrific days this German Count spent travelling from one city to another in military garments!!… ). During the next days and until such New Year’s feverish times have passed, this Herr Graf cannot be found ( well, more precisely, unless you go to some Hungarian cocktail bar or The Hungarian National Opera or the decadent but exquisite suburbs that the aristocracy likes so much… ) .


Until then, this Herr Von will stroll through the "Chain Bridge" from Buda to Pest, from Pest to Buda, pestering the inhabitants of such decadent city about the old glories during the Habsburg times.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien

-/-

Tal y como sucedió el año pasado, éste Herr Graf retoma su particular y exclusivo tour de fin de año, recorriendo de nuevo las polvorientas y añejas rutas del antiguo imperio Austro-Húngaro.

Por dicho motivo, es tiempo para la nostalgia y para recordar viejas historias de esos antiguos e idealizados tiempos ( esos que tanto gustan a los aristócratas ) y que quizás nunca hayan acontecido éstos ( un asunto sin demasiada importancia, la verdad, pues como alguien bien dijo tiempo ha, no permitas que una historia verídica te estropee una historia inventada… ).

Por lo tanto y teniendo en cuenta éstas máximas aristocráticas, éste Herr Graf disfrutará durante los próximos días de una fabulosa y fabuladora noche de fin de año en Budapest, la capital húngara que otrora compartió gloria y decadencia con Viena ( ¡ah, que tiempos aquellos cuando éste Herr Graf se trasladaba de una ciudad a otra luciendo sus galas militares! ).
Así que durante los próximos días y hasta que la locura del advenimiento de un nuevo año haya finalizado, éste Herr Graf no estará localizable, a no ser que ustedes acudan a un establecimiento húngaro en donde sirvan cocktails o asistan a una noche en la Ópera húngara o transiten los alrededores y decadentes lugares de la capital húngara que tanto aprecian los aristócratas.

Mientras tanto éste Herr Graf se paseará, de un lado a otro, por el puente de las cadenas, de Buda hacia Pest, de Pest hacia Buda, incordiando a los habitantes de dicha ciudad acerca de las glorias y de los viejos tiempos de la época de los Habsburgo.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien

Classic Top Ten List








The Schloss theater has shown a lot of wonderful silent oeuvres in the course of its history, but this German count has compiled a list of the most exciting silent films that this Herr Von has reviewed over the past 12 months.








Here, for your delight and delection, is the top 10 silent films of 2011, according to this Herr Graf; this important article was published on "Acto De Primavera", a ( SIGH ) longhaired modern diary.




Samstag, Dezember 24, 2011

"Das Wachsfigurenkabinett" (1924) By Paul Leni



“Das Wachsfigurenkabinett” (1924) is Herr Paul Leni’s most well-known film during his German period. Its probably the most representative of his artistic virtues, an oeuvre composed of three episodes ( although Herr Leni planned a fourth episode that never was done ) in where an imaginative writer ( Herr Wilhelm Dieterle ) applied for publicity work in a waxworks exhibition in which he is commanded to write startling tales about three different wax figures: Ivan the Terrible, Czar of all the Russias ( Herr Conrad Veidt ), Haroun Al Raschid, Caliph of Bagdad ( Herr Emil Jannings ) und the murderer Spring Heeled Jack ( Herr Werner Krauss ). The young writer and the showman’s daughter ( Frau Olga Belejeff ) link the three different episodes.

The three episodes are stylistically and technically very different from each other and certainly Herr Leni explored his most imaginative resources and fond subjects ( oneiric décors connected with fantastic subjects ) using them appropriately to fit the characteristics of the story depicted in the episode in question.

The first one, which relates the story of the satyr and easy-going Caliph of Bagdad, features the beautiful and evocative décors that apprehend the necessary mood for an episode in which humour and parody over the iconic Western view of an idealized Arab atmosphere. The classic adventures that inspired them, is in the air, benefiting the episode with such exaggerated tastes which are absolutely charming; Herr Jannings certainly enjoys a lot such parody role.

The second episode depicts Ivan the terrible as a merciless monarch who ruled the Russian empire with an iron fist by subjecting the citizens to severe cruelty. This time Herr Leni combine drama with fantastic elements, achieving a bizarre and disturbing atmosphere. Again a superb actor, as it happened in the preceding episode steals the picture thanks to his magnetic and fascinating presence.

Once again, the décors are outstanding although this time Herr Leni uses these in a “conventional” way. That is to say, in order to illustrate in a careful and more realistic way, the characteristics of the Russian empire of the time, the German director leaves the most fantastic aspects of the story for the torture chamber sequences and its terrible ending.

The third episode is Expressionism at its best, or maybe this Herr Graf should say that is a homage to Expressionism (on the other hand, the same that happens with the other two episodes in where the main subject are treated in a hyperbolic stylistic way ).

This time, the imaginative writer has a terrible nightmare in which he is chased by Spring Heeled Jack. Herr Leni takes advantage of such an oneiric atmosphere in an episode that technically is more complex than the other two. He uses double exposures and special effects in a continuous nightmarish sequence in which quintessential “Expressionism” is displayed in an effective and accomplished way.

“Das Wachsfigurenkabinett” is certainly a condensed version of Herr Leni’s artistic achievements. It’s an excellent example of his many skilful virtues and stylistic resources, stamped with his particular and fascinating own imaginary.

And now, if you'll allow me, I must temporarily take my leave because this German Count must remove in a Teutonic way the depilatory wax from the whole body of one of this Herr Graf’s rich heiress.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien

-/-

El filme “Das Wachsfigurenkabinett” ( El Hombre De Las Figuras De Cera ) (1924) es el más conocido de la etapa silente germánica de Herr Paul Leni y probablemente el más representativo en referencia a sus virtudes artísticas, una obra compuesta por tres episodios ( aunque Herr Leni tenía planeado un cuarto el cual nunca llegó a realizarse ) en donde un escritor con bastante imaginación ( Herr Wilhelm Dieterle ) responde a un anuncio de una atracción de feria de figuras de cera, en donde se ofrece un trabajo publicitario en el cual se le solicita el que escriba sorprendentes historias en relación con las tres diferentes figuras de cera expuestas en dicha atracción atracción: Iván el Terrible, Zar de todas las Rusias ( Herr Conrad Veidt ), Haroun Al Raschid, Califa de Bagdad ( Herr Emil Jannings ) y Jack el destripador ( Herr Werner Krauss ); el joven escritor y la hija del dueño de la atracción de las figuras de cera, ( Frau Olga Belejeff ) serán el nexo de unión de los tres episodios diferentes.

Dichos episodios son técnicamente y estilísticamente bastante diferentes entre ellos y ciertamente Herr Leni deja a su libre albedrío sus temas más recurrentes y recursos imaginativos ( decorados oníricos en conexión con historias fantasiosas ), usando éstos acorde con las propias características de la historia y el episodio en cuestión.

En el primer episodio, en donde se relata la historia del califa de Bagdad, un sátiro y bonachón personaje éste, destacando sobremanera los bellos y evocadores decorados perfectos éstos en relación con el ambiente del mismo, un episodio repleto de humor y en cierta forma paródico, en donde se percibe una icónica mirada occidental sobre idealizados ambientes árabes que tantas aventuras clásicas han inspirado éstos, beneficiándose el episodio de tan exagerado y calculado barroquismo el cual, precisamente resulta ser ciertamente encantador y en donde se percibe como Herr Jannings disfruta especialmente de su paródico personaje.

El segundo episodio muestra a Iván el Terrible como un monarca sin piedad el cual gobierna con mano dura y severa crueldad tanto a sus vasallos como al imperio ruso.
En ésta ocasión, Herr Leni combina dramatismo con elementos fantásticos, consiguiendo una extraña e inquietante atmósfera en donde de nuevo un excelente actor, tal y como sucedía en el episodio anterior, destaca especialmente gracias a su magnética y fascinante presencia.
De nuevo hay que mencionar los decorados aunque en ésta ocasión Herr Leni usa éstos de una forma, digamos, “convencional”, esto es, para ilustrar de forma cuidada y realista, ciertas características del imperio ruso de entonces, dejando el director germánico los aspectos más fantásticos de la historia para las escenas que transcurren en la cámara de tortura y especialmente durante su parte final.

El tercer episodio es puro “Expresionismo” o quizás sería más apropiado que éste Herr Graf puntualizase que se trata más bien de un homenaje al “Expresionismo” ( destacar igualmente que lo mismo acontece con los otros dos episodios de la película en donde sus historias son tratadas de una forma “hiperbólicamente estilizada” ).
En ésta ocasión, nuestro imaginativo escritor sufre una terrible pesadilla en donde se ve perseguido por Jack el destripador, aprovechándose Herr Leni de tan onírica atmósfera en la utilización de sus decorados, un episodio mucho más complejo técnicamente que los otros dos, en donde se utilizan sugerentes efectos especiales a lo largo de una continua secuencia de pesadilla en donde la quintaesencia y los recursos artísticos del “Expresionismo” son utilizados de una forma efectiva y ciertamente lograda.

“Das Wachsfigurenkabinett” resulta ser una versión condensada de los logros artísticos de Herr Paul Leni, un excelente ejemplo de las numerosas y hábiles virtudes narrativas y recursos estilísticos del director alemán, exhibiendo en el filme su particular y fascinante imaginario.

Y ahora si me lo permiten, les tengo que dejar momentáneamente, pues este conde germánico tiene que desprender de forma teutónica, la cera depilatoria que cubre todo el cuerpo de una de sus ricas herederas.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien

Samstag, Dezember 17, 2011

"Hintertreppe" (1921) By Leopold Jessner & Paul Leni




Due to his conservative nature, this Herr Graf often doesn’t want to run the risk of re-watching some old nitrate that in past have not met with aristocratic favour just to check if finally the passage of time did it some good. So, in order to avoid so risky adventures, this Herr Graf prefers to give support to a winner, watching a German silent masterpiece.

Because “Hintertreppe” ( Backstairs ) (1921) is certainly that; it’s an absolutely brilliant ( in spite of the darkness included in the whole picture ) masterpiece, an intimate oeuvre in where the most inner human feelings are at loose.

The film was directed by Herr Leopold Jessner as assisted by Herr Paul Leni (who in many German film encyclopaedias is credited as co-director of the film). Certainly, his work as set designer is magnificent although Herr Jessner as one of the most innovative stage directors of the time is the responsible of the many merits of the picture.

“Hintertreppe” is considered an early “Kammerspielfilm” (with echoes of “Expressionism” for this German count). Certainly the atmosphere achieved by Herr Leni’s décors contribute enormously to this aspect and the artistic concept of such a brilliant film piece, created thanks also to Herr Jessner’s stage techniques. The result is a perfect atmosphere in relation with the story of a housemaid ( Frau Henny Porten ), her lover ( Herr Wilhelm Dieterle ) and a partly paralyzed postman ( Herr Fritz Kortner ) who secretly loves the girl.

These décors exude genuineness depicting the common life and labour of the main characters in the film: the household in which the girl works, her private room and the postman’s one contrast with the bourgeoisie sets of the girl’s masters, or the courtyard connection between the girl and the postman which lead the postman to his secret love. They are décors in where simple life is showed in a natural and dark way and drama will appear using the same artistic resources.

Thanks to Herr Jessner instructions, in these décors the characters freed their most emotive, inner and bare human feelings. They are universal feelings that certainly have no need to be explained by any intertitle, an exemplary lesson of performing ( stage performing if we want to say in that way having in mind Herr Jessner’s background ). The most simple but careful gesture is important, reflecting in that way the actors the hopes and sorrows of the characters in what it is one of the most moving actors performing of the silent era. Frau Henny Porten and Herr Fritz Kortner are simply superb. A the third, Herr Wilhelm Dieterle, disappeared at the beginning of the film appearing almost at the end. It certainly would have been better that he hadn’t done so having keeping in mind the terrible consequences that this had for the other two…

It is not very usual that this Herr Graf mention a modernen music score in a silent picture but in this occasion is necessary because such score is absolutely brilliant, rhythmically illustrate the happenings and creates the mood that the story needs. So, this Herr Graf would like to praise such beautiful score and even invite some longhaired youngsters to serve the tea if they will reveal who they are because there is no trace of the composers in the nitrate showed at the Schloss theatre.


Finally and thanks to Herr Rich Wagner's smart inquiries, he discovered who did the score of this film: Herr Jack Hardy, owner of "Grapevine Video".

And now, if you'll allow me, I must temporarily take my leave because this German Count must watch who use the Schloss backstairs.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien

-/-

A éste Herr Graf en numerosas ocasiones le gusta correr el riesgo de contemplar de nuevo algún viejo nitrato que en el pasado no gozó del favor aristocrático para así comprobar si finalmente si el paso del tiempo le hizo algún bien, pero debido a su intrínseca naturaleza conservadora y para evitar ciertos sobresaltos, éste Herr Graf prefiere finalmente apostar por caballo ganador, contemplando una obra maestra silente germánica.

Y es que “Hintertreppe” (1921) es ciertamente una excepcional y brillante ( a pesar de la oscuridad reinante en dicho filme ) obra maestra, una obra intimista en donde se muestran los más puros y desbocados sentimientos humanos.

El filme fue dirigido por Herr Leopold Jessner, asistido éste por Herr Paul Leni el cual en numerosas enciclopedias germánicas figura como coautor del filme y aunque ciertamente su trabajo como escenógrafo es excepcional, es Herr Jessner, uno de los más innovadores directores de teatro de la época, el responsable final de los numerosos méritos del filme.

“Hintertreppe” está considerado como uno de los primeros “Kammerspielfilm” y en el cual, para éste conde germánico, también se pueden apreciar ecos de “Expresionismo” y ciertamente, de forma notoria, la atmósfera que los decorados de Herr Leni otorgan al filme, contribuyen y conforman de forma evidente el aspecto formal y artístico de tan brillante pieza silente y además, gracias a las técnicas teatrales de Herr Jessner, crean ambos el escenario perfecto en donde se desenvolverá la historia de la criada ( Frau Henny Porten ), su amante ( Herr Wilhelm Dieterle ) y el semiparalizado cartero ( Herr Fritz Kortner ) que en secreto ama a la primera.

Y es que los decorados de Herr Leni exudan autenticidad, mostrando la dura y gris vida de los protagonistas del filme; por ejemplo, la casa en la cual trabaja la joven y su cuarto, muy similares éstos con los humildes aposentos del cartero, en contraste con la disipada y burguesa vida de los amos de la fraulein, además del patio común que sirve como conexión entre la joven y el cartero, sin olvidarse igualmente de las escaleras ( esas por las cuales los germanos sienten auténtica devoción tal y como se puede comprobar en numerosos filmes silentes de la época… ) de servicio, las cuales conducen al cartero a su amor secreto, ejemplares decorados en donde la vida cotidiana se muestra tal y como es y en donde acontecerá el más dramático de los finales tendrá lugar.

Y gracias a las instrucciones de Herr Jessner, en ese peculiar escenario los personajes liberarán sus más emotivos y descarnados sentimientos, sin necesidad de ningún intertítulo para ser explicados éstos, una ejemplar lección interpretativa ( si ustedes quieren, interpretación teatral teniendo en cuenta los antecedentes de Herr Jessner ) en donde el más mínimo gesto está increíblemente cuidado, mostrando de forma sincera los actores las esperanzas y anhelos de sus personajes en lo que resulta ser una de las emotivas interpretaciones de la era silente, todo ello gracias a los méritos de Frau Henny Porten und Fritz Kortner los cuales están simplemente magníficos; el tercero en cuestión, Herr Wilhelm Dieterle, desaparece al principio del filme para aparecer prácticamente al final y desde luego hubiese sido mejor que no lo hubiese hecho teniendo en cuenta las terribles consecuencias que éste hecho tiene para los dos protagonistas del filme.

No es muy habitual que éste Herr Graf resalte una partitura modernista compuesta para un filme silente, pero en ésta ocasión es ciertamente necesaria dicha excepción pues dicha partitura es ciertamente magnífica, ilustrando de forma rítmica y acompasada el ambiente intimista que un filme como éste precisa, por dicho motivo éste Herr Graf quiere alabar públicamente tan bella composición musical e incluso invitar a los melenudos responsables de dicha partitura a servir el té, siempre y cuando supiese éste Herr Von quienes son los susodichos pues no hay ninguna referencia al respecto en el nitrato recientemente exhibido en el teatro del Schloss.


Finalmente y gracias a las agudas investigaciones de Herr Rich Wagner, descubrió éste quién fue el compositor de la partitura de dicho filme: Herr Jack Hardy, director de "Grapevine Video".

Y ahora si me lo permiten, les tengo que dejar momentáneamente pues este conde germánico tiene que vigilar quién usa las escaleras de servicio del Schloss.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien

Samstag, Dezember 10, 2011

"Dornröschen" (1917) By Paul Leni



Herr Paul Leni was an essential film director and remarkable set designer during the magnificent German silent era though his name is not remembered or praised as often he deserves. Whether working as director or designer, Leni was meticulous in creating just the right atmosphere for the story. He was comfortable with "Kammerspiele," “Expressionism" and the "avant-garde."

Herr Leni 's astounding ability and versatility are very much in evidence in “Dornröschen” ( Sleeping Beauty ) (1917), a beautiful film with evocative settings and ornate costumes, all the work of Herr Leni.
At this point, this Herr Graf considers it not necessary to tell in detail the story of “Dornröschen”, an old fairy tale that Herr Graf’s great-great grandfather told him many times during his aristocratic childhood. The usual fairy tale ingredients are all there: a beautiful princess, a prince charming, a good fairy and a witch, an evil spell and a happy ending, The life in the palace, both upstairs and down, is brought to life by elaborate sets in the Romantic mode but there is humor as well. Special effects are also used when needed to bring across the atmosphere of fantasy.

The actors are particularly convincing in their roles: a lovely and fragile princess ( Frau Mabel Kaul ), a vigorous and bold prince ( Harry Liedtke ) and the evil witch performed by a man, Herr Hermann Picha, (not unusual for the times). All in all, an inspired and delightful rendition of an old story.

And now, if you'll allow me, I must temporarily take my leave because this German Count must awake his servants with a whipping rather than a kiss.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien

-/-

El gran director y escenógrafo Herr Paul Leni, cuya carrera transcurrió durante buena parte de los gloriosos años silentes germánicos, lamentablemente no es excesivamente recordado y alabado tal y como ciertamente se merece.

Tanto como director o escenógrafo, en sus filmes se puede constatar una gran preocupación por crear cuidadas y oscuras atmósferas determinantes éstas en el desarrollo de los acontecimientos de la historia, experimentando Herr Leni en su carrera cinematográfica, con variados y fundamentales movimientos artísticos germánicos tales como el “Kammerspiele” el “Expresionismo” o la vanguardia.

Precisamente la gran habilidad y sorprendente capacidad de Herr Leni a la hora de crear ambientes muy particulares, ya se puede comprobar en obras primerizas suyas como “Dornröschen” (1917), un bello filme repleto de evocadores decorados, obviamente diseñados éstos por él mismo lo mismo que acontece con el vestuario, una obra basada en el cuento clásico de los hermanos Grimm que éstos popularizaron tanto en Germania como en el resto del mundo.

A estas alturas, éste Herr Graf no cree necesario contar en detalle la historia de “Dornröschen”, esto es, “La Bella Durmiente”, un viejo cuento de hadas éste que en numerosas ocasiones érale narrado a éste Herr Graf por su tatarabuelo durante su infancia aristocrática y que como suele suceder con los viejos y auténticos cuentos de hadas, tiene todos los ingredientes que historias como éstas precisan, esto es, una bella princesa, un príncipe azul, una hada buena y una bruja, un terrible encantamiento y un final feliz, vamos…, algo habitual para un conde germánico y algo ciertamente excepcional para el populacho.

Los cuidados y románticos decorados de Herr Leni forman parte indefectible de los diferentes acontecimientos y aspectos dramáticos de la historia; por una parte, la detallada y lujosa vida ociosa en palacio y sus alrededores y asimismo es mostrada, con cierto humor, la vida diaria de los sirvientes y vasallos en sus numerosas ocupaciones y por otro lado está la parte más fantástica del cuento, un asunto éste de especial predilección por parte de Herr Leni tal y como se puede comprobar en su filmografía en donde el director germánico consiguió magníficos resultados y que Herr Leni desarrolla en ésta ocasión usando trucos y efectos especiales muy acorde con la atmósfera fantástica que un filme como éste necesita.

Los actores están especialmente convincentes en sus papeles; una bella y frágil princesa ( Frau Mabel Kaul ), un vigoroso y valiente príncipe ( Herr Harry Liedtke ) y una bruja malvada interpretada en ésta ocasión por un hombre, Herr Hermann Picha, un hecho éste bastante habitual por entonces, sin olvidarse igualmente de los numerosos actores secundarios del filme, logrando Herr Leni con tan variados elementos, todo un clásico cuento de hadas en donde la esencia de dichas narraciones fantásticas trasciende la pantalla silente.

Y ahora si me lo permiten les tengo que dejar momentáneamente, pues este conde germánico tiene que despertar a sus criados con unos buenos latigazos.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien

Samstag, Dezember 03, 2011

“Berlin – Die Sinfonie der Großstadt” (1927) By Walter Ruttmann



Many times the most exciting trip is right around the corner; you don’t need to go to some distant place as this Herr Graf often does ( of course common people can’t afford it anyway ) or travel to exotic countries to discover and enjoy new landscapes and the different customs and accents of their people. A perfect example can be found in the film “Berlin – Die Sinfonie der Großstadt” (1927) wherein its director, Herr Walter Ruttmann, our avant-garde and eccentric cicerone, takes the audience on a special and experimental trip around the city of Berlin.

It’s certainly very complicated for a conservative German count, accustomed to simple classic film narrative, to describe this film but basically it is a modern, audacious, poetic, suggestive and unique portrait of a city that no longer exists.
It is an historical picture of Weimar Berlin enriched by brilliant editing (that sometimes gives the viewer a sense of vertigo) and dazzling images. The film depicts the daily lives of the citizens of Berlin: young and old, rich and poor, people going about routine jobs in factory or office and the thrilling night life. Trains, machines and architecture are all part of a symphony of frenzied activity orchestrated by Herr Ruttmann in a superb and imaginative homage to the German capital city and its inhabitants.

And now, if you'll allow me, I must temporarily take my leave because this German Count must wander through the empty Berlin Weimar streets.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien

-/-

En numerosas ocasiones el viaje más excitante es el más cercano; no necesitan ustedes desplazarse a lejanos lugares tal y como hace éste Herr Graf ( sobretodo porque no pueden ustedes permitírselo… ) o viajar a exóticos países para así descubrir y disfrutar el placer de contemplar nuevos paisajes o las diferentes costumbres y acentos de sus lugareños y para que quede constancia de ésta categórica aseveración aristocrática, está el filme “Berlin – Die Sinfonie der Großstadt” (1927), en donde su director, Herr Walter Ruttmann, cual excéntrico cicerone, va guiando al público durante un particular y experimental viaje por la ciudad de Berlín.

Para éste conservador conde germánico, acostumbrado a clásicas y sencillas narraciones cinematográficas, le resulta bastante complicado describir este filme incluso después de los numerosos intentos realizados a lo largo de los años, pero a pesar de todo, exclusivos adjetivos surgen de la aristocrática cabeza de éste Herr Graf durante tan especial viaje por la capital germánica, en donde una moderna, audaz y sugerente combinación de consecutivos y cadenciosos planos, reinterpretan un retrato auténtico de una ciudad que ya no existe.

Contemplar la ciudad de Berlín, envuelta en tan innovador documento durante los años 20 de la república de Weimar, produce cierto vértigo, enriqueciendo aún más si cabe el filme, produciendo así Herr Ruttmann, un potente experimento cinematográfico absolutamente moderno y brillante en donde destaca especialmente el montaje de tan peculiar rompecabezas compuesto por sugerentes imágenes, todo un histórico retrato de una ciudad durante el período de entreguerras.

“Berlin – Die Sinfonie der Großstadt” es la vida cotidiana tanto en la fábrica como en la oficina, el anodino día y la excitante noche, la actividad industrial y el ocio, los pobres y los ricos, los jóvenes y los ancianos, los trenes, las máquinas, la arquitectura…, un introspectivo viaje al interior de una fascinante e inexistente ciudad, una sinfonía cinematográfica rítmicamente compuesta por la frenética actividad generada por sus habitantes en sus múltiples formas y que Herr Ruttmann audazmente manipula y moldea a su antojo, creando un excelente y vanguardista homenaje a la capital de Germania.

Y ahora si me lo permiten, les tengo que dejar momentáneamente, pues este conde germánico tiene que deambular por las desérticas calles de Berlín durante los años de la República de Weimar.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien

Samstag, November 26, 2011

"Varieté" (1925) By E. A. Dupont



Among silent film conneisseurs Herr Ewald André Dupont is well-known for a trilogy of films; “Varieté” (1925), “Moulin Rouge” (1928) und “Piccadilly” (1929); they all explore troubled relationships against a background of twenties popular entertainment (music-hall, cabarets, vaudeville). Of these, “Varieté” is certainly the best and Herr Dupont’s masterpiece, an excellent film that maintains intact its virtues and cinematic merits after so many years, This Herr Graf revisited it recently and found that it had lost none of its power.

The love story involves Herr “Boss” Huller ( Herr Emil Jannings ) and the seductive orphan Frau Berta-Marie ( Fay Lya de Putti ) Once a famous trapeze artist, "Boss" has been reduced to managing a sordid fairground attraction together with his wife ( Frau Maly Delschaft ). He falls madly in love with Berta-Marie and seeks to start a new life with his lover, leaving his wife and child behind.

The virtuosity in the dramatic use of the camerawork together with film narrative by Herr Dupont is simply great. Through the eyes of “Boss'", Dupont skilfully compares the young and vital Berta-Marie and the faded and worn wife. Later the camera shoots from behind Huller's back to depict a desperate man utterly defeated and broken. The expressive close-ups wherein hidden feelings are made transparent are also superb as is the portrait of the people of Berlin, inhabitants of a decadent but thrilling city. The frenzied nightlife of Weimar Berlin (Wintergarten, Vaudeville Theater, fairgrounds) is vividly captured by the camerawork of Herr Karl Freund und Herr Carl Hoffmann.

The camerawork is especially impressive during the trapeze sequences wherein Herr Dupont, with the aid of optical special effects by Herr Ernst Kunstmann, employs many different camera angles to emphasize the riskiness of the trapeze act and the riskiness of the relationship between "Boss", Berta-Marie and their partner, the famous artist Herr Artinelli ( Herr Warwick Ward ) . The tension builds during the performance because we know that Herr "Boss" has discovered that Berte-Marie and Artinelli have become lovers.

The actors are splendid, specially Herr Jannings who, when properly directed , can express powerfully the most inner and divergent human feelings, Frau Lya de Putti, is no femme fatale type at all but that certainly is the point; she's attractive enough but common, someone easily charmed by a stylish man like Herr Artinelli.

“Varieté” is an exemplary work wherein all the achievements and virtuosity of German cinema of that time are on display. You have Expressionism intertwined with social comment, a fascinating portrait of the times. Dupont’s wavers a bit at the end and allows a minor concession which is forgivable and by no means fatal to the film as a whole.

And now, if you'll allow me, I must temporarily take my leave because this German Count must refuse a splendid offer to be a fairground attraction.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien

-/-

Entre los “conneisseurs” silentes, Herr Ewald André Dupont es conocido por una peculiar trilogía suya formada por los filmes “Varieté” (1925), “Moulin Rouge” (1928) und “Piccadilly” (1929), una tríada en donde tormentosas relaciones sentimentales tienen como fondo los populares locales de entretenimiento ( music-halls, cabarets, vaudeville ) de los años 20 del siglo pasado.

“Varieté”, es el mejor filme de la trilogía y la obra maestra de Herr Dupont, una excelente película la cuala mantiene todavía intacta todas sus virtudes y méritos cinematográficos tal y como pudo comprobar recientemente éste Herr Graf.

En el filme se cuenta la historia de amor entre Herr “Boss” Huller ( Herr Emil Jannings ) y la seductora huérfana Frau Berta-Marie ( Frau Lya de Putti ); Herr “Boss” Huller fue un reconocido trapecista durante sus años mozos, aunque actualmente dirige un sórdido espectáculo de feria con su mujer ( Frau Maly Delschaft ), enamorándose el susodicho perdidamente de la joven con la cual iniciará una nueva vida abandonando a su mujer e hijo pequeño.

El virtuosismo de Herr Dupont en la utilización del lenguaje cinematográfico y el uso dramático que hace de la cámara, es simplemente brillante y desde el mismo inicio del filme el público puede comprobar éstas habilidades artísticas del director.
Herr Dupont coloca la cámara en diferentes lugares y desde diferentes ángulos, enriqueciendo de ésta forma el desarrollo y sórdido dramatismo de la historia, teniendo siempre en cuenta el lugar en dónde transcurre la acción, como por ejemplo, la forma en la cual Herr “Boss” Huller compara, durante unos consecutivos y descriptivos planos, a su cansada mujer con la joven Berta-Marie, o los planos rodados desde detrás en donde Herr “Boss” Huller, de espaldas, transmite la derrota y la desesperación de un hombre roto, sin olvidarse igualmente de los numerosos y expresivos planos de los principales personajes del filme en donde sus más profundos y velados sentimientos resultan ser casi transparentes o la magnífica colección de retratos de ciudadanos berlineses que se pueden ver durante todo el filme, habitantes éstos de una decadente aunque frenética ciudad.

La vulgar vida cotidiana que lleva Herr “Boss” Huller con su esposa y amante como un simple feriante, resulta ser ciertamente el paradigma de la situación de profunda crisis social en la cual se hallaba inmersa Germania en los años 20 del siglo pasado, retratando igualmente la efervescente y excitante vida nocturna de Berlín con sus atiborradas calles y atracciones populares de entonces ( el Wintergarten, los teatros de variedades, las atracciones de feria ), un vívido documento social de la República de Weimar, una frágil y esplendorosa decadente sociedad, muy bien fotografiada ésta por Herr Karl Freund und Herr Carl Hoffmann.

El hábil uso de la cámara que éste Herr Graf ha mencionado más arriba, puede ser especialmente comprobada durante las secuencias que transcurren en el trapecio en donde Herr Dupont, con la ayuda de los efectos ópticos especiales a cargo de Herr Ernst Kunstmann, centra la atención, desde sorprendentes ángulos, en el arriesgado virtuosismo del trío del trapecio formado por Herr “Boss” Huller, Berta-Marie y el famoso trapecista Herr Artinelli ( Herr Warwick Ward ) además de la peligrosa relación existente entre el peculiar trío de las alturas una vez que Herr “Boss” Huller descubre que su mujer lo está engañando con el atlético Artinelli…

Los actores están espléndidos, destacando especialmente Herr Emil Jannings, el cual cuando está bien dirigido, es capaz de mostrar los más íntimos y divergentes sentimientos humanos, o Frau Lya de Putti, sin llegar a ser el tipo de una “femme fatale”, se puede apreciar quizás mucho más por dicho motivo, el hecho de que una simple fraulein pueda sucumbir ante los encantos de un elegante hombre como es Herr Artinelli.

“Varieté” es una excelente obra en donde todos los logros y virtuosismos conseguidos por el cine germánico están a la vista, Expresionismo entrelazado con un especial retrato social de la República de Weimar, una fascinante combinación y un peculiar documento de un sociedad en decadencia, un filme en donde solamente se hace una concesión al final del mismo, un pequeño pecado éste que no lastra en absoluto el resultado final de ésta excelente película.

Y ahora si me lo permiten, les tengo que dejar momentáneamente, pues este conde germánico tiene que rechazar, a pesar de ser ésta una magnífica oferta, el ser una atracción de feria.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien

Samstag, November 19, 2011

"Der Verlorene Schuh" (1923) By Ludwig Berger



When this Herr Graf was a young and imaginative kinder, his grandfather used to tell him a strange story in order to get his attention and in this way calm down his childish whims.
If this Herr Graf remembers well, this is the way the story goes:

Once upon a time there was a young common fraulein who did what common people do best; that is to say, work a lot without complaining and with no reward; Aschenputtel ( Frau Helga Thomas ) -that’s the name of the young fraulein, Cinderella in Germany- has no mother although her father married again, this time to a foul tempered, wicked woman with two cruel daughters of her own.

In the land in where they lived, there was a prince ( Herr Paul Hartmann ) who, besides being charming, was an idealist and romantic and believer in true love!; The prince’s father decides to give an aristocratic ball in order that his son forget such bizarre thoughts. The King invites the many frauleins of the kingdom hoping that the prince can find a decent ( or something like that ) aristocrat fraulein and marry her.

Cinderella’s stepmother and stepsisters don't allow her to go to the ball ( Cinderella’s father disagrees but, as usually happen with middle class people, men do what their wives order them to do ) but Cinderella has a fairy-godmother ( Frau Frida Richard ) who will use her tricks to enable Cinderella to attend.

Thanks to the fairy-godmother’s abilities, Cinderella goes to the ball beautifully dressed and in a luxury carriage but the fact that Cinderella attends the ball alone (something polite young frauleins simply don't do) shows that the fairy-godmother has neglected to teach her proper manners. Anyway, Cinderella is warned that she must get home before the clock strikes 12; this indicates that the fairy-godmother don’t know aristocratic habits at all because it is from that hour on when fun begins.

Well, Cinderella certainly has a great time at the ball with the idealist prince who falls madly in love with her, but when the clock strike 12 she leaves the palace in a hurry, losing one of her slippers.
The prince, now besides being idealistic and lovesick -certainly a dangerous combination--decides to find the mystery maiden by locating and agreeing to marry the girl whose foot fits in the slipper. This is a terrible decision that indicates the prince's deranged state of mind.

And this story, more or less with some variations…, is the one that Herr Ludwig Berger depicts in his film “Der Verlorene Schuh” (1923), a delightful picture wherein the German director transfers the spirit and romanticism of such a classic story to the silent screen in a delicious way, using charming and resourceful special effects and décors. Thanks to films like this, the common people continue to believe in fairy tales.

And now, if you'll allow me, I must temporarily take my leave because this German Count must tell a tall tale to one to his Teutonic rich heiresses.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien

-/-

Cuando éste Herr Graf era un joven y caprichoso infante, su abuelo solía contarle extrañas historias para que así, aunque solamente fuese por un instante, le prestara por un poco de atención, consiguiendo apaciguar además sus numerosos caprichos infantiles; si éste Herr Graf recuerda bien, la historia decía así:

Había una vez una joven plebeya que acostumbraba hacer lo que los plebeyos suelen hacer muy bien, esto es, trabajar muchísimo sin quejarse y sin esperar nada a cambio; Aschenputtel ( Frau Helga Thomas ), pues ése era el nombre de la joven plebeya, Cenicienta para los nacidos fuera de Germania, no tenía madre pero su padre se había vuelto a casar con una malvada mujer, la cuala además de contribuir con su mala leche al matrimonio, también añadió al mismo a dos malvadas hijas suyas.

En el reino en donde ellos vivían, había un príncipe ( Herr Paul Hartmann ) bastante particular, pues además de ser azul, también era un idealista, un romántico y ¡creía en el amor verdadero!; el padre del príncipe decide dar un baile aristocrático para que así su hijo se olvide de tan extraños pensamientos, invitando a numerosas frauleins del reino, esperando así que el príncipe encuentre entre las susodichas, a una aristócrata decente ( o algo parecido ) y se case con ella.

La madrastra y hermanastras de Cenicienta, no permiten que ésta acuda al baile, una decisión que no comparte el padre de Cenicienta, pues como suele pasar con los maridos plebeyos, éstos acatan las órdenes de sus esposas sin rechistar; pero increíblemente, Cenicienta dispone de toda una hada madrina ( Frau Frida Richard ) la cuala gracias a varios encantamientos de su cosecha, conseguirá que Cenicienta finalmente pueda acudir al baile.

Gracias a las habilidades de la hada madrina, Cenicienta asiste al baile bellamente vestida y en un lujoso carruaje, pero a pesar de todo demuestra la susodicha no tener ni idea de protocolo pues accede al baile sola, algo que ninguna educada y decente joven aristócrata ( o algo parecido ) haría jamás, en fín…, la hada madrina le advierte a Cenicienta que tendrá que volver a su casa antes de que el reloj dé las doce, un hecho éste que certifica también que la hada madrina tampoco tiene ni idea de las costumbres aristocráticas, pues es precisamente a partir de ésa hora cuando comienza la diversión.

Cenicienta se lo pasa de miedo en el baile con el príncipe idealista, el cualo se enamora locamente de la susodicha, pero cuando el reloj da las doce, Cenicienta deja el palacio apresuradamente, dejando detrás de sí una de sus zapatillas.
El príncipe, el cual ahora además de idealista está terriblemente enamorado, toda una peligrosa combinación ésta, por cierto…, decide encontrar a Cenicienta, mediante el método de probar la zapatilla que ésta había dejado en palacio a todas las doncellas del reino, hasta que finalmente encuentra a su amada casándose finalmente con ella, una terrible decisión ésta que se debe al terrible estado psicológico en el cual se encontraba el príncipe, tal y cómo éste Herr Graf resaltaba un poco más arriba.

Y ésta es, más o menos, con algunas variaciones…, la historia que Herr Ludwig Berger muestra en su filme “Der Verlorene Schuh” (1923), una deliciosa película en donde el director germánico traslada de forma ciertamente encantadora a la pantalla silente el espíritu romántico de tan clásica historia, empleando para ello imaginativos decorados y efectos especiales y así poner en imágenes esa atmósfera tan particular que cualquier cuento de hadas que se precie necesita para así fascinar al público asistente, consiguiendo ciertamente Herr Berger dicho propósito, esto es, que el público plebeyo siga creyendo en los cuentos de hadas.

Y ahora si me lo permiten, les tengo que dejar momentáneamente, pues este conde germánico tiene que contarle un cuento chino a una de sus ricas herederas teutonas.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien

Samstag, November 12, 2011

"Vanina; Die Galgenhochzeit" (1922) By Arthur von Gerlach



The Governor of the city of Turin ( Herr Paul Wegener ) puts down a revolt and the leader of such longhaired boldness, Herr Octavio ( Herr Paul Hartmann ) is successfully captured and sentenced to death but the Governor’s daughter, Frau Vanina ( Frau Asta Nielsen ) loves Octavio so she will try to do anything in order to save him, even marrying him!.

The Governor permits this act of cruelty ( that is to say, his daughter’s wedding ) but nevertheless he will order afterwards the death sentence to be carried out in order to prove his unshakable will of iron and indisputable authority. Frau Vanina, desperate, will try again to save her lover by forging a dismissal document and trying to lead him through the corridors of the prison searching for freedom. However, as they both open the last gate, they find themselves in the inner court where the executioner awaits Octavio.

Well… it seems that Frau Vanina , even after so many efforts, wasn’t able to be much help to her lover but that’s what happens when a bourgeoisie fraulein take a fancy to one of these “romantic revolutionary young leaders”, especially if your father is the powerful and inflexible Governor of Turin.

In the early Teutonic silent times, there were impressive and great actors, including Frau Asta Nielsen und Herr Paul Wegener. It is not a revelation to say this but it is necessary to remind new generations of these outstanding actors.

In this film “Vanina; Die Galgenhochzeit” ( Vanina; The Gallows Wedding ), directed by Herr Arthur von Gerlach in the silent year of 1922, based on a story by Herr Stendhal and a year before his epic “Zur Chronik von Grieshuus” (1923-1925), Frau Nielsen und Herr Wegener cast a spell on the audience with their impressive presence and acting, specially the Danish actress. She loves and suffers enormously and tragically, sometimes in a deliciously theatrical way.

Herr Wegener has a more “rough” presence due to his particular physique, perfect for tormented or authoritative roles so he is well cast as the Governor of Turin, a tough, merciless and strict official who ignores even his own daughter’s pleas. The conflict between father and daughter is against a background of bloody revolt ( Herr von Gerlach uses many medium shots to depict these complicated indoor and outdoor happenings). The dramatic development that ends in a terrible fatality makes for a film that is impressive and expressive (though not exactly an Expressionistic oeuvre for this Herr Graf, as some modernen film critics think).

And now, if you'll allow me, I must temporarily take my leave because this German Count mustn’t show his lack of willpower in front of one of his rich Teutonic heiresses.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien

-/-

El Gobernador de la ciudad de Turín ( Herr Paul Wegener ) ha conseguido aplacar con éxito una revuelta y capturar a su líder, Herr Octavio ( Herr Paul Hartmann ), siendo condenado éste a muerte por tan melenuda osadía popular; pero la hija del Gobernador, Frau Vanina ( Frau Asta Nielsen ) ama a Octavio por lo que intentará hacer todo lo posible por salvarlo, llegando incluso a… ¡casarse con él!.

El Gobernador permite tan pérfido acto de crueldad ( esto es, el matrimonio de su hija ) aunque de todas formas más tarde ordenará que se ejecute la sentencia de muerte y así demostrar su inquebrantable mano de hierro e incontestable autoridad.

Frau Vanina, desesperada, intentara salvar de nuevo a su amado falsificando un documento en donde se anula la condena para después guiarlo a través de los pasillos de la prisión en busca de la ansiada libertad, encontrándose de forma inesperada ambos dentro de un patio interior en donde un verdugo está esperando a Octavio y con bastantes malas intenciones…

En fín… parece ser los intentos de Frau Vanina por salvar a su amado no son precisamente de mucha ayuda y es que esto es lo que acontece cuando una fraulein burguesa se encapricha con uno de esos jóvenes y románticos revolucionarios, que los problemas aparecen de inmediato y mucho más si eres la hija del poderoso Gobernador de Turín.

Durante los primeros tiempos silentes del cinema teutón, ya por entonces había ciertamente magníficos actores y desde luego no es una gran revelación a éstas alturas el decirles que Frau Asta Nielsen und Herr Paul Wegener fueron de esos, pero de todas formas es necesario recordar tales méritos para el conocimiento de las nuevas generaciones.

Y es que en el filme “Vanina; Die Galgenhochzeit”, dirigido por Her Arthur von Gerlach en el año silente de 1922, basado en una obra de Herr Stendhal, un año antes de su épica producción “Zur Chronik von Grieshuus” (1923-1925), Frau Nielsen und Herr Wegener sorprenden al público con sus poderosísima presencia e interpretaciones, especialmente la actriz danesa la cuala tenía numerosos recursos interpretativos tal y como se puede contemplar en el filme, en donde la susodicha ama y sufre poderosamente hasta el trágico final de la película, expresando de forma efectiva tan divergentes pero entrelazados sentimientos humanos, a veces incluso de una forma deliciosamente teatral.

Herr Wegener era poseedor de una apariencia mucho más dura debido a su particular físico, perfecto éste para atormentados y autoritativos personajes como pueda ser el Gobernador de Turín, un Gobernador nada piadoso y estricto, al cual poco le importan los ruegos de su hija.

En el filme, ambos actores mantienen un “tour de force” interpretativo intentando mantener sus personajes sus deseos y voluntades, mientras al mismo tiempo una sangrienta revuelta popular tiene lugar en los alrededores ( empleando Herr Gerlach medios planos como si fuese un testigo presencial de los complicados sucesos que acontecen tanto dentro como fuera del principal escenario ), desarrollando éstos de forma progresiva hasta desembocar en un dramático climax que acabará en una terrible fatalidad, en lo que resulta ser una impresionante y expresivo ( que no “Expresionista” tal y como algunos críticos modernistas se refieren a dicho filme ) filme germánico.

Y ahora si me lo permiten, les tengo que dejar momentáneamente, pues este conde germánico no debe mostrar su poca autoridad frente a una de sus ricas herederas teutónicas.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien

Samstag, November 05, 2011

"Eine Nacht In London" (1928) By Lupu Pick



The Rumanian by birth but German by adoption film director Herr Lupu Pick is particularly well-known in certain selected film circles for two excellent works, “Scherben” (1921) und “Sylvester” (1924) ( and, to a lesser extent 1929’s“Napoleon auf St. Helena” ). “Scherben” and “Sylvester” were the first “Kammerspieles” ( films set in closed spaces ), both featured prominently in silent film encyclopaedias. Similar films followed of course though there were variations of artistic style.

“Eine Nacht In London” (1928) is precisely the opposite of these early works both in style and artistic intentions. Sadly, so few of Herr Pick’s films have survived that we can’t be sure if “Eine Nacht In London” is just a one of a kind for the director or typical of most of his films.

Because “Eine Nacht In London” is a more stylized and light-hearted film, there is no trace of “Kammerspiele” here except perhaps that a good part of the film is set in one place (the elegant hotel “Majestic”); There is also the wicked portrait of Prince Zalinoff ( Herr Bernard Nedell ) in counterpoint to the merry youngsters Harry Erskine and Aline Morland ( Herr Robin Irvine und Frau Lilian Harvey respectively ). As usually happens, Frau Aline will be temporarily attracted to the suave and seductive aristocrat but will end up with the well mannered but boring good guy.

The film was a German-Anglo co production (appropriate as Frau Lilian Harvey had an English mother and a German father) and is set in luxurious surroundings (the work of Herr Hermann Warm) where the main characters of the picture behave themselves accordingly in working out their troubled relationships. The film is directed by Pick in a conventional way -no weird camera angles, trick photography or strange atmosphere. Herr Karl Freund was one of the cinematographers and his work is suitable. All in all, “Eine Nacht In London” is a good vehicle for Frau Lilian Harvey, the Weimar bride, and is not meant to be anything more.

The only available copy of “Eine Nacht In London” lacks any credits and intertitles and is from the “Spanish Film Archive.”

And now, if you'll allow me, I must temporarily take my leave because this German Count must spend one night in Berlin.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien

-/-

El director, rumano de nacimiento pero germánico de adopción, Herr Lupu Pick, es bien conocido en selectos círculos silentes sobretodo por dos grandes filmes suyos, “Scherben” (1921) und “Sylvester” (1924) y en menor medida también por “Napoleon Auf St. Helena” (1929), dos grandes ejemplos, los primeros, de “Kammerspiele” ( filmes “de cámara”, dirigidos en ambientes cerrados ) aunque también en el tercero se puede apreciar ciertas variaciones de dicho estilo artístico, filmes éstos que tienen méritos más que suficientes como para que Herr Pick sea incluido en la enciclopedia del cinema silente.

“Eine Nacht In London” (1928) es precisamente todo lo contrario a lo que éste Herr Von hacia referencia acerca del “Kammerspiele”, esas virtudes y peculiaridades artísticas que se pueden apreciar en los filmes más notables de Herr Lupu Pick y es que “Eine Nacht In London” es una obra totalmente diferente, tanto en estilo como en intenciones comparándola con las mencionadas anteriormente, toda una rareza dentro de la ya de por sí rara filmografía de Herr Pick.
Desafortunadamente, pocos filmes de Herr Pick han sobrevivido al paso de los años hasta éstos días modernistas, por dicho motivo éste Herr Graf no puede asegurar si la peculiaridad de “Eine Nacht In London” fue una excepción dentro de su carrera al tener acceso actualmente a muy pocas películas del adoptado director germánico.

Y es que “Eine Nacht In London” es un filme mucho más estilizado y festivo, ni rastro de “Kammerspiele” en ésta película, quizás las únicas referencias posibles es el hecho de que buena parte del filme transcurre dentro del elegante hotel “Majestic” o el oscuro retrato que se hace del príncipe Zalinoff ( Herr Bernard Nedell ), como contrapunto éste de los joviales jóvenes Herr Harry Erskine y Frau Aline Morland ( Herr Robin Irvine y Frau Lilian Harvey, respectivamente ), aunque tal y cómo viene sucediendo desde que los aristócratas pusieron sus pies sobre la Tierra, Frau Aline pronto se verá atraída por las seductivas maneras del chico malo del filme, aunque finalmente opte por las aburridas maneras del chico bueno de la película…

El filme es una coproducción germánico-británica, igual que Frau Lilian Harvey pues su madre era inglesa y su padre teutón, transcurriendo los hechos en elegantes escenarios como el hotel “Majestic” o la propiedad de Frau Morland, lujosos decorados realizados por Hermann Warm, en donde los personajes se comportan acorde con las circunstancias de la historia y con el ambiente que les rodea, alternando una vida ociosa burguesa con ciertas y problemáticas relaciones personales, dirigido todo ello muy convincentemente aunque de forma convencional, por Herr Lupu Pick, dejando de lado posibles habilidades con la cámara o ambientes más opresivos ( Herr Karl Freund es uno de los directores de fotografía del filme ), aunque de todas formas y teniendo en cuenta el tipo de película ante la que estamos, esto es, un jovial vehículo para lucimiento de la novia de la república de Weimar, la dirección se corresponde con ésas intenciones artísticas que finalmente persigue la película.

La única copia disponible de “Eine Nacht In London” proviene de la Filmoteca Española y carece de títulos de crédito e intertítulos, otra rareza más que añadir a ésta obra de Herr Lupu Pick, cuyo convencionalismo, por prescindir de las particularidades que se pueden apreciar en otros filmes de Herr Lupu Pick, logra que en éste caso se considere toda una extravagancia, en términos artísticos, a un filme básicamente popular.

Y ahora si me lo permiten, les tengo que dejar momentáneamente, pues este conde germánico tiene que pasar una noche en Berlín.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien

Samstag, Oktober 29, 2011

"Erzherzog Johann" (1929) By Max Neufeld



Although many commoners think so, all aristocrats are not alike; they have many differences and varied interests (for example, this Herr Graf is not interested in anything at all) This is true even if they are from the same Teutonic family as demonstrated in “Erzherzog Johann”, a film directed by Herr Max Neufeld in the silent year of 1929 and which depicts the early life of the archduke John of Austria.

This important member of the Habsburg dynasty had a significant military career but after so many battles he turned away from such tiresome work and focused his efforts on more mundane though equally dangerous activities such as mountain climbing and chasing commoner girls. As you can see there are obvious irreconcilable differences between this Herr Graf and Herr Johann, because although we both had military careers (this Herr Von won many lost battles) and aristocratic origins (the Habsburg and the Galitzien dynasty are equally Teutonic although the latter one is broke), certainly this German count never will practice any sport, especially such a sweaty one as mountain climbing which obliges you to wear those horrible Alpine garments. And don’t forget the terrible fact that Herr Johann ( Herr Igo Sym ) finally marries the daughter of the postmaster of Aussee, Frau Anna Plochl ( Frau Xenia Desni ), a beautiful ruddy fraulein certainly but one with no means.

The film focuses its artistic intentions on depicting Herr Johann’s sporting life ; there are many beautiful mountain shots , the ones that Teutons like so much, during the first part of the film and later there is the courting of Frau Anna Plochl, the commoner fraulein who appeals to the aristocrat. These thrilling adventures are set in the Duchy of Styria, a region that Herr Johann was very fond of, becoming a benefactor to its inhabitants (especially Frau Plochl, ja wohl!...)

So the film is harmless and sweet hagiography on the early life of archduke John of Austria in such idyllic locales though occasionally there’s a trifling problem or two at the Viennese court but naturally, Herr Johann solves them quickly so we can leave the magnificence of the Vienesse court and get back to the bucolic Styrian landscapes . Thus we see the “tracht”, the national commoners’ costume of the German-speaking countries (that is to say, Germany and Austria) worn graciously by Herr Johann and there’s a nice look at the fancy dress of the decadent aristocrats at court (the resulting contrast makes for a bit of camp) All this merely provides the background to present a romantic and idealized view of Herr Johann’s early life, obviously Herr Neufield’s only artistic purpose and one he fulfils with a vengeance.

And now, if you'll allow me, I must temporarily take my leave because this German Count must settle some differences with the Habsburg.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien

-/-

No todos los aristócratas son iguales, por mucho que así lo crean numerosos melenudos, pues ciertamente existen numerosas diferencias e intereses entre ellos ( por ejemplo, éste Herr Graf no muestra especial interés por nada… ) sin que importe incluso que compartan una misma procedencia teutónica; éste importante e irrelevante asunto se puede constatar en el filme “Erzherzog Johann”, filme dirigido por Herr Max Neufeld en el año silente de 1929, en donde los años mozos del archiduque Juan de Austria son puestos en imágenes.

Éste importante miembro de la familia de los Habsburgo tuvo una importante carrera militar aunque después de numerosas batallas, decidió dejar tan cansado trabajo para centrar sus esfuerzos en más mundanos, aunque igualmente peligrosos asuntos, como escalar montañas y perseguir a jóvenes plebeyas, dicho lo cual, pueden entonces ustedes certificar las evidentes e irreconciliables diferencias entre éste Herr Graf y Herr Johann, pues aunque ambos hemos compartido carreras militares ( éste Herr Von ganando numerosas batallas perdidas ) y familia aristocrática ( la casa de los Habsburgo y la de los Galitzien son muy teutónicas aunque la última se halla en bancarrota ), a éste conde germánico jamás se le ocurriría practicar ningún deporte y mucho menos uno tan trabajoso como escalar montañas en donde además hay que vestir espantosas indumentarias alpinistas, sin olvidarse igualmente del terrible hecho de que Herr Johann ( Herr Igo Sym ) se casa con la hija del director de correos de Aussee, Frau Anna Plochl ( Frau Xenia Desni ), una bella y rubicunda fraulein, aunque eso sí, sin posibles.

Y son en éstos aspectos, en donde el filme centra sus intenciones artísticas, reflejando la vida deportiva de Herr Johann ( numerosas escenas de montaña, esas que tanto gustan a los teutones, pueden verse durante la primera parte del filme ), además del cortejo de Frau Anna Plochl por parte de Herr Johann, transcurriendo tan emocionantes aventuras en el ducado de Estiria, una región muy apreciada por Herr Johann, llegando a convertirse el archiduque en una especie de benefactor para los lugareños, siendo Frau Plochl la más beneficiada, ja wohl!...

El filme resulta ser una inofensiva y edulcorada hagiografía de los días de juventud del archiduque Juan de Austria en tan idílicos lugares, incluyendo además algunos triviales problemas en la corte vienesa que finalmente serán solucionados por Herr Johann.
Por lo tanto en el filme ustedes podrán contemplar los bucólicos paisajes de Estiria además de la magnificencia de la corte vienesa, alternando planos en donde se puede ver a los lugareños, además de Herr Johann, vistiendo alegremente el “tracht”, esto es, el traje típico de los países germano-hablantes ( esto es, Germania y Austria ), además de otros en los cuales decadentes aristócratas llevan muy dignamente en la corte sus lujosos ropajes, consiguiendo finalmente Herr Neufeld un delicioso filme folclórico en donde lo que realmente importa es el atrezzo para poder así conseguir una visión romántica e idealizada de los lugares que rodearon y los acontecimientos que tuvieron lugar durante los años mozos de Herr Johann, siendo ésta la única y primordial motivación artística por parte de Herr Neufeld a la hora de realizar éste filme, un propósito que ciertamente logra con creces.

Y ahora si me lo permiten, les tengo que dejar momentáneamente, pues este conde germánico tiene que arreglar ciertas diferencias con la casa de los Habsburgo.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien

Samstag, Oktober 22, 2011

"Tartüff" (1925) By F. W. Murnau



It is always a pleasure to hear from Herr Friedrich Wilhelm Murnau even though this particular film is one of his minor works sandwiched in between two of his masterpieces, “Der Letzte Mann” (1924) und “Faust” (1926).

“Tartüff” (1925) was a film that Herr Murnau didn’t originally intend to direct, preferring to focus his artistic efforts on his next film “Faust”, once he finished “Der Letzte Mann” but in the end the German director did his duty in spite of a lack of enthusiasm for the project (After all, he was a genuine and strict Teuton).

Inspired by the play by the frenchified playwright Herr Molière, the film depicts one kind of masquerade inside another one, a film within-a-film. We get the classic story based on the original play and a new modern one, both critical of hypocrisy and dubious morality.

The passing of time has taken away the original nitrate copies of the film but the duplicates, however inferior, still don’t hide the remarkable aspects of the movie. The implicit eroticism and Murnau’s sibylline sense of humor come through very strongly. Murnau often uses close-ups to reflect the inner sentiments of the characters (and their falsities). Sham and imposture are duly mocked, especially that of Herr Tartüff, a false priest ( Herr Emil Jannings ). The trickster is finally unmasked thanks to the charms of Frau Elmire ( Frau Lil Dagover ), Herr Tartüff’s obscure object of desire.

The combination of a costume film with a modernen one, besides being original, enriches and complements them both. The social contexts are of course different: religious hypocrisy is more the concern of the classical part whereas the modern story skewers the selfishness and greed of society. Appropriately, the rococo sets are shot in a decadent but luminous style for the old story while a dark and gloomier manner prevails for the modern scenes (the work of Herr Karl Freund is superb).

“Tartüff” may be a transitional film for Herr Murnau but it is still an imaginative approach to the Molière play wherein religious criticism and moral weaknesses and other human sins are showed openly and straightforwardly.

And now, if you'll allow me, I must temporarily take my leave because this German Count must tell something very different from what really he is thinking to one of his rich Teutonic heiresses.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien

-/-

Siempre es un gran placer tener noticias de Herr Friedrich Wilhelm Murnau y mucho más si éstas están relacionadas con uno de sus filmes considerados como menores o no demasiado apreciados entre el populacho, como es el caso de “Tartüff” (1925), un filme insertado entre dos obras maestras del director germánico, “Der Letzte Mann” (1924) und “Faust” (1926).

Probablemente la causa del poco reconocimiento de “Tartüff” fue el hecho de que Herr Murnau no tenía intención de dirigir dicha película, centrando sus esfuerzos artísticos en el que consideraba su próximo filme “Faust” (1926) una vez finalizado “Der Letzte Mann” (1924), pero debido a ciertos acontecimientos, al director germánico le fue encargada la dirección “Tartüff”, haciendo sus deberes Herr Murnau pues a pesar de tal contrariedad, él era una auténtico y estricto teutón.

Inspirado en la célebre obra del afrancesado dramaturgo Herr Molière, el filme resulta ser una especie de doble mascarada, una película dentro de otra, en la cual se aprecia una parte más clásica e inspirada en la obra original y por otra parte una añadida más contemporánea, compartiendo ambas diferentes aspectos críticos, como puede ser la hipocresía religiosa y la dudosa moralidad de sus protagonistas.

A pesar de los numerosos incidentes y accidentes que el paso del tiempo han causado en el nitrato original ( solamente existen actualmente duplicados de la copia original germánica, la cual se haya perdida ), hay suficientes aspectos destacables que decir acerca de “Tartüff”, como por ejemplo el implícito erotismo de alguna de sus escenas, mostrado por Herr Murnau en atrevidos planos, incluyendo además a lo largo del filme un sibilino sentido del humor teutón para así mofarse acerca de los engaños e imposturas que se pueden ver en el mismo, haciendo un excelente uso del primer plano Herr Murnau reflejando así las profundas y oscuras intenciones, sean verdaderas o falsas éstas, de los diferentes personajes del filme, resultando ser especialmente efectivo en la farsa llevada a cabo por Herr Tartüff, ( Herr Emil Jannings ), un falso predicador, hasta que finalmente éste impostor es desenmascarado gracias a los encantos de Frau Elmire ( Frau Lil Dagover ), el oscuro objeto de deseo de Herr Tartüff.

La combinación de un filme de época con otro más contemporáneo es, además de original, muy enriquecedor y complementario, manteniendo ambas historias similares propósitos, aunque ambientados éstos en diferentes contextos sociales, siendo mucho más critica con la hipocresía religiosa la parte de época del filme, centrándose la contemporánea en el egoísmo social y avaricia de los tiempos modernos, todo ello ubicado en diferentes escenarios fotografiados éstos acorde con su peculiar atmósfera, decadente pero luminosa en los ambientes rococós y mucho más oscura y opresiva durante la parte moderna, contando Herr Murnau para tal menester con la ayuda del excelente trabajo de Herr Karl Freund.

“Tartüff” es ciertamente un filme de transición, una pequeña obra ubicada en el último y excepcional periodo creativo de Herr Murnau, en donde se puede apreciar una imaginativa mirada acerca del clásico de Herr Molière en donde la crítica hacia la religión, ciertas debilidades morales y otros pecados humanos, son mostrados de forma muy clara y honesta.

Y ahora si me lo permiten, les tengo que dejar momentáneamente, pues este conde germánico tiene que decirle a una de sus ricas herederas teutónicas todo lo contrario de lo que verdaderamente piensa.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien

Samstag, Oktober 15, 2011

"Opfer Des Hasses" (1923) By Hanns Marschall



Mixed feelings arose while this Herr Graf was watching “Opfer Des Hasses” ( Victims Of Hate ), a film directed by Herr Hanns Marschall in the silent year of 1923. This usually happens when this German count must choose between a rich Teutonic heiress and another one even richer but sometimes a well intentioned but poor film has the same effect.

“Opfer Des Hasses” depicts how the family of Herr Goldschmidt ( Herr Gyula Szöreghy ) a Jewish Russian manufacturer, suffered ruin and murder as victims of a pogrom during the Russian Revolution. Herr Goldschmidt manages to save two of his grandchildren and they flee to Vienna where the Jewish welfare organization helps immigrants in an orphanage in Baden. Years later Herr Goldschmidt tells the whole sad story ( in flashback ) to a visitor. This docudrama of tragic and historical events is by far the most interesting part of the picture and is both dramatic and moving.

Unfortunately, the section showing Herr Goldschmidt settling in Vienna turns into a special report about the humanitarian work of the Jewish Relief Organization. This has a certain historical interest but is done in such a slow and uninteresting way that it becomes boring, however praiseworthy the intentions. Just in case you fell asleep during the movie and missed the point, at the end three cute orphans appear on screen and ask you to contribute as much as you can to the Jewish Relief organization. This German count kept his hands in his aristocratic pockets during this shameless and clumsy appeal.

So, the film is a combination of a good story of the hardships suffered by the Jewish people due to the pogrom in Russia and a dull report that may have some sociological merit but is hard to sit through without squirming. “Opfer Des Hasses” is a good example that the end doesn’t justify the means.

And now, if you'll allow me, I must temporarily take my leave because this German Count must ask his servants to contribute as much as they can to the Save the Aristocrats Organization.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien

-/-

La proyección del filme “Opfer Des Hasses” (1923) de Herr Hanns Marschall, produjo en éste Herr Graf sentimientos encontrados aunque bien claros, lo mismo que le acontece a éste conde germánico cuando tiene que elegir entre una rica heredera teutona y otra mucho más rica… y la razón por la cual sucedióle esto, es que el filme en cuestión es todo un fiasco, a pesar de contar con una interesante base.

“Opfer Des Hasses” narra como varios miembros de la familia de Herr Goldschmidt ( Herr Gyula Szöreghy ), un comerciante judío ruso éste, son expropiados de todos sus bienes e incluso algunos de ellos son asesinados victimas del pogromo acaecido durante la revolución rusa, viéndose Herr Goldschmidt obligado a emigrar, con dos de sus nietos, a Viena, alojándose en un orfanato de Baden, gracias a la ayuda social que ofrecen a dichos emigrantes organizaciones judías de la capital austriaca.
Los años van pasando y Herr Goldschmidt tendrá la oportunidad de contar su triste historia a unas visitas que recibe en sus aposentos, siendo ésta la parte del filme más interesante, un docudrama en donde se dramatizan los hechos históricos sufridos por Herr Goldschmidt, repletos éstos de dramatismo y conmovedoras escenas.

Sin embargo, una vez que Herr Goldschmidt se asienta en Viena con sus dos nietos, el filme se convierte en todo un publirreportaje acerca de la labor humanitaria llevada a cabo por la organización judía de ayuda a los emigrantes protagonista del filme, reflejando en el más mínimo detalle los trabajos de asistencia social que dicha institución judía lleva a cabo y aunque dicha labor es ciertamente notable, es mostrada en el filme de una forma tan monótona y cansina, además de interesada ( tal y como acontece justo al final del filme en donde dos encantadoras niñas huérfanas piden al respetable que contribuyan con lo máximo que puedan con la susodicha organización judía ), que consigue aburrir y sonrojar al más aristocrático y estirado conde, por no mencionar que con dicha actitud, dicha institución judía contribuye sin quererlo a fomentar ciertos tópicos e ideas preconcebidas sobre el pueblo judío.

“Opfer Des Hasses” resulta ser finalmente, una combinación, por una parte, de una buena y dramatizada historia acerca de los sufrimientos y penurias del pueblo judío durante el pogromo sufridos por éstos durante la revolución rusa y por otra, un aburrido e interesado publirreportaje que cuenta con cierto interés histórico e incluso sociológico pero carente éste de interés artístico, siendo “Opfer Des Hasses” un buen ejemplo de que el fin no justifica los medios, especialmente si éstos son tratados y mostrados en la pantalla de forma tan torpe y sin ningún rubor.

Y ahora si me lo permiten, les tengo que dejar momentáneamente, pues este conde germánico tiene que pedir a sus sirvientes que contribuyan lo máximo que puedan con una interesada organización aristocrática.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien

Samstag, Oktober 08, 2011

"Das Weib Des Pharao" (1922) By Ernst Lubitsch



“Das Weib Des Pharao” (1922) has been one of the most anticipated silent film restorations released in this modernen year. September saw the long awaited premiere of the film which was superbly restored thanks to the efforts of different European institutions. This little known Herr Ernst Lubitsch movie of his German period is now available to the joy of silent film fans around the world.

“Das Weib Des Pharao” was the last film directed by Herr Lubitsch before he departed to Amerika where his career was very different in terms of artistic style and goals. Certainly “Das Weib Des Pharao” is characteristic of his work during his Teutonic epoch.

First of all, the film is “kolossal”: magnificent décors, lavish and gorgeous costumes, crowd scenes astonishing in the number of extras employed. This huge production and Herr Lubitsch’s mastery transports the audience back to ancient Egypt.

But “Das Weib Des Pharao”, spectacular art direction and staging notwithstanding, is also a tormented love story, intimate and nuanced and combining seamlessly with the more spectacular dimension of the plot, the war between the king of Ethiopia Herr Samlak ( Herr Paul Wegener ) and the pharaoh Herr Amenes ( Herr Emil Jannings ). The conflict begins when the king of Ethiopia invades Egypt because his daughter, Frau Makeda ( Frau Lyda Salmonova ) has been rejected by Herr Amenes due to his infatuation with Frau Theonis (Frau Dagny Servaies), namely slave of Frau Makeda. To complicate matters, Theonis is in love with Herr Ramphis (Herr Harry Liedtke). Theonis, against her will, becomes the Queen of Egypt. Tragedy follows for all.

This Herr Von was absolutely fascinated during the scenes between the pharaoh Amenes and the beautiful slave Theonis; Jannings’ restrained performance shows all the pain and longing of unrequited love as he vainly tries to win her favour. Some of the scenes are in lovely chiaroscuro; the cinematography by Herr Alfred Hansen und Herr Theodor Sparkhul is brilliant.

“Das Weib Des Pharao” is for this German count a very special Lubistch oeuvre, combining the characteristics of a “kolossal” picture with intimate melodrama. None of the Lubitsch wit is on hand and there is certainly no humor in the film to lighten the story. It remains serious all the way through and is without concessions, making it a very unique Lubitsch film whose rediscovery is a great gift to lovers of the Silent Era.

And now, if you'll allow me, I must temporarily take my leave because this German Count has an appointment with his beautiful Teutonic slave instead of one of his fat German heiresses.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien

-/-

Problabemente “Das Weib Des Pharao” (1922) ha sido una de las restauraciones silentes más esperadas del año, un gran estreno que tuvo lugar el pasado mes de septiembre y que fue posible gracias al esfuerzo de diferentes instituciones europeas las cuales han realizado un magnífico trabajo de restauración con uno de los filmes menos conocidos de la época germánica de Herr Ernst Lubitsch y que ahora finalmente está disponible para alegría de todos los admiradores del cinema silente del mundo entero.

“Das Weib Des Pharao” fue el último filme dirigido por Herr Lubitsch antes de viajar hacia Amerika en donde tendría una exitosa carrera artística, bastante diferente en ciertos términos artísticos en comparación con su etapa germánica, siendo “Das Weib Des Pharao” un magnífico ejemplo acerca de esa diversidad artística en la obra del director teutón.

“Das Weib Des Pharao” es ante todo un “kolossal”, tal y como se puede apreciar desde el mismo inicio del filme en donde espectaculares decorados, un lujoso vestuario y pasmosas escenas repletas de extras, consiguen transportar al público hasta el viejo Egipto gracias a la maestría y capacidad que tenía Herr Lubitsch a la hora de abordar éstas grandes producciones cinematográficas, las cuales dieron al director germánico fama y reconocimiento más allá de las fronteras de Deustchland.

Pero “Das Weib Des Pharao”, además de su espectacular dirección artística y puesta en escena, es también un peculiar filme debido a la forma en que es tratada la historia de amor principal de la película, teniendo en cuenta que estamos ante un “kolossal”, al alternar una atmósfera intimista con la parte más espectacular de la historia, la cual transcurre durante la guerra entre el rey de Etiopía, Herr Samlak ( Herr Paul Wegener ) y el faraón Herr Amenes ( Herr Emil Jannings ).

Éste Herr Von se quedó absolutamente prendado con las escenas entre el faraón Amenes y la bella esclava Theonis ( Frau Dagny Servaes ), en las cuales un hombre locamente enamorado intenta ganarse en vano el amor de su amada, bellas escenas en claroscuro ( absolutamente brillante el trabajo de fotografía realizado por Herr Alfred Hansen und Herr Theodor Sparkuhl ) en donde un contenido Herr Jannings muestra todo su dolor y enorme deseo hacia un amor no correspondido.
Lo mismo acontece con la bella Theonis la cuala duda entre el amor verdadero y otras obligaciones más terrenales, pues a pesar suyo, se convertirá en reina de Egipto, además de un tercero en disputa en este amor a tres bandas, Herr Ramphis ( Herr Harry Liedtke ), teniendo que compartir el susodicho la pasión y el dolor que conlleva tan tormentosa relación, todo un triángulo amoroso de poder y sumisión, entre amo y sirvientes.

Como éste Herr Graf ha mencionado anteriormente, tan contradictorio torbellino de apasionados sentimientos humanos transcurre durante una época conflictiva para Egipto cuando el rey de Etiopía invade dicho país al ser rechazada su hija, Frau Makeda ( Frau Lyda Salmonova ) por Herr Amenes al quedarse éste prendado de Frau Theonis, a la sazón esclava de Frau Makeda, dando origen dicho conflicto a espectaculares y sorprendentes escenas de acción, otorgándole a la historia de amor del filme una carga mucho más dramática, la cual Herr Lubitsch sabiamente va desarrollando hasta la última parte del filme con su consecuente trágico final.

“Das Weib Des Pharao” es para éste conde germánico una película muy especial dentro de la filmografía de Herr Lubitsch debido a la diferente forma en cómo es abordada la historia principal del filme, por una parte un espectacular “kolossal” con todos los elementos y características propias de éstas grandes producciones silentes y por otra parte, un melodrama intimista en donde Herr Lubitsch excluye cualquier rastro de su peculiar sentido del humor, aligerando de ésta forma la historia, tal y como sí acontecía en otras producciones similares dirigidas por el director germánico, teniendo como resultado un filme mucho más dramático y sin concesiones, una película ciertamente especial debido a éste aspecto y que conjuntamente con su parte más espectacular, hacen de “Das Weib Des Pharao” una obra muy especial y ciertamente brillante que debe ser descubierta por las modernas generaciones silentes.

Y ahora si me lo permiten, les tengo que dejar momentáneamente, pues este conde germánico tiene una cita con una de sus bellas esclavas teutónicas en vez de una de sus gordas herederas germánicas.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien

Samstag, Oktober 01, 2011

"Der Kaufmann von Venedig" (1923) By Peter Paul Felner



The film “Der Kaufmann von Venedig” ( The Jew Of Mestri ) was written, produced and directed by Herr Peter Paul Felner in the silent year of 1923 and is a free adaptation of “Merchant of Venice” written by Herr William Shakespeare.
It is an elegant and expensive German film production that was shot on location in beautiful and decadent Venice with some of the most important Teutonic actors of the time: Frau Henny Porten, Herr Harry Liedtke und Werner Krauss and even the mysterious Herr Max Schreck .

So as you can see, mein liebers, it seems that we have a film that should be great, given the cast and production values, but unfortunately it isn’t so…

In spite of such important literary material ( that was “slightly modified in order to not offend the modern standard of good taste” as is written in a title card at the beginning of the picture, although this Herr Von believes that this was an excuse for not paying royalties ) and reputable actors, Herr Felner’s direction is ordinary and even boring. He does little more than illustrate some passages of the manuscript and then counts on the beauty of Venice to do the rest. Alas, it’s not enough.

The actors, although correct, perform their roles in a very a theatrical way. Herr Felner does not handle the scenes of the Jewish community very well and the stereotyping seems to have a subtle malice in it, a subject that in Teutonic hands is often dangerous.

In spite of the interesting material with which Herr Felner worked, the film must be judged a failure largely due to his sluggish and unimaginative direction. The tragic moments are insubstantial and the comedy doesn’t work so we are left with a routine costume film full of wigs, tights, and the scenery of Venice.

And now, if you'll allow me, I must temporarily take my leave because this German Count must practise being a gondolier with one of his Teutonic rich heiresses.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien

-/-

La película “Der Kaufmann von Venedig” fue escrita, producida y dirigida por Herr Peter Paul Felner en el año silente de 1923 y se trata de una libre adaptación de la obra “El Mercader De Venecia” de Herr William Shakespeare.
Estamos ante una considerable producción silente germánica, filmada en la bella y decadente Venecia, haciendo uso el director de bellos y elegantes escenarios de dicha ciudad tanto en interiores como en exteriores, una película en la cual participaron importantes actores teutónicos de la época, tales como Frau Henny Porten, Herr Harry Liedtke und Herr Werner Krauss e incluso parece ser que el misterioso Herr Max Schreck andaba por allí.

Por lo tanto, como ustedes bien pueden comprobar mein liebers, parece ser que estamos ante una notoria producción germánica debido a su gran presupuesto y al importante reparto, pero desafortunadamente no es así…

Y es que a pesar de contar Herr Felner con un importante material literario, el cual fue “ligeramente modificado para no ofender los valores del buen gusto”, tal y como se advierte en uno de los rótulos al principio del filme ( aunque éste Herr Von cree que gracias a esos retoques Herr Felner quería evitar así el tener que pagar derechos de autor ), además de importantes actores, la dirección de Herr Felner resulta ser plana e incluso bastante aburrida, limitándose a poner en imágenes ciertos pasajes del manuscrito original pensando que la bella ciudad de Venecia ya hará el resto.

Los actores, aunque correctos, interpretan sus papeles en numerosas ocasiones de una forma un tanto teatral, un hecho éste bastante extraño para una producción germánica de bien entrados los años 20, recurriendo además Herr Felner a tópicos que ciertamente no benefician artísticamente al filme, como puede ser por ejemplo, el tratamiento que recibe la comunidad judía en el filme, excesivamente estereotipada y con un cierto poso de velada malicia, un asunto éste que en manos teutónicas resulta ser siempre bastante peligroso…

Por lo tanto y a pesar del interesante material original con el cual Herr Felner contaba, debido a su acomodaticia y desganada dirección, los momentos trágicos del filme resultan ser en numerosas ocasiones insubstanciales y los aspectos cómicos del mismo no acaban de funcionar del todo, teniendo como resultado final un anodino filme de época repleto éste de leotardos, pelucones y venecianos rincones.

Y ahora si me lo permiten, les tengo que dejar momentáneamente, pues este conde germánico tiene que ejercer de gondolero para una de sus ricas herederas teutonas.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien

Samstag, September 24, 2011

"Die Teufelskirche" (1919) By Hans Mierendorff



It is not uncommon for this German count to suffer acute indigestion after a typically colossal dinner and in consequence to have an equally colossal aristocratic nightmare. However, even the most unnerving aristocratic bad dream can’t be compared with the one suffered by Herr Asmus ( Herr Otto Werther ) a poor Teutonic farmer, as is depicted in the bizarre and disturbing silent film “Die Teufelskirche” ( The Devil’s Church ), directed by Herr Hans Mierendorff in the silent year of 1919.

In a prologue and four acts ( the prologue and the first act are lost so is necessary to describe what happens with some title cards ) the film depicts the terrible dream of Asmus wherein the devil ( Herr Paul Rehkopf ) joins the human world disguised as a tinker. He meets Frau Ane ( Frau Agnes Straub ), Asmus’ wife; Ane yearns to have a baby but in vain so the devil takes advantage of Frau Ane’s motherly inner desire by making a deal with her but for his own purposes. As a result, the farmer’s wife comes under the devil’s spell and then seduces the local priest ( Herr Hans Mierendorff ), giving the devil to chance to build his own church to replace the old church that has burned down.

The atmosphere of this unclassifiable and exceptional silent film is all doom and gloom and, though not really an Expressionist film (in spite of many traces here and there), there are many shocking scenes, especially when Satan takes over the church and seduces Ane, his most innocent victim. The latter sequence is erotic and even today bold and shocking.

Good and evil, temptations and desires, pleasure, sin, lust and greed are given their due in a feverish hallucination full of turmoil. Indeed, even Herr Gott himself appears and finds he can’t enter the devil’s church and is even rejected by the parishioners. This is a world turned upside down, ja wohl!.... But in the end it is all a dream and there is brightness and relief when Herr Asmus wakes up and finds he still has his beloved wife and his farm.

Appropriately, the movie was produced by “Lucifer Films”!! Certainly this Herr Graf would like to watch more films produced by such a sacrilegious film company. The copy viewed by this Herr von at the Schloss theater was on the blurry side and was edited by the late folk music scholar and silent film expert Herr Leslie Shepard to whom this Herr Graf owes a lot because his silent film archives were full of treasures which he was willing to share with silent film fans around the world. Some day many of these will be properly restored.

And now, if you'll allow me, I must temporarily take my leave because this German Count must avoid colossal dinners from now on.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien

-/-

Es un hecho bastante habitual el que éste conde germánico sufra importantes indigestiones debido a sus pantagruélicas cenas y por dicho motivo tener terribles pesadillas durante la noche, pero incluso la más desconcertante pesadilla aristocrática no puede ser comparada con la sufrida por Herr Asmus ( Herr Otto Werther ), un pobre granjero teutón éste, tal y como se puede comprobar en el bizarro e inquietante filme “Die Teufelskirche”, filme dirigido por Herr Hans Mierendorff durante el año silente de 1919.

Durante un prólogo y cuatro actos ( dicho prólogo y el primer acto se haya perdido por lo cual se incluye en el filme unos rótulos explicativos para saber que acontece durante los mismos ) el filme narra la terrible pesadilla que sufre el granjero Herr Asmus y en donde el diablo en persona, el cual se haya de viaje por la región disfrazado de hojalatero, conoce a Frau Ane ( Frau Agnes Straub ) a la sazón mujer de Herr Asmus; Frau Ane hace años que desea tener un hijo pero sin demasiado éxito, un hecho éste del cual se aprovechará el diablo para sus terribles propósitos, hechizándola con promesas de una futura maternidad y así, bajo tan demoníaca influencia, incita a la pobre granjera a que seduzca al párroco del pueblo ( Herr Hans Mierendorff ) y así tener la ocasión el diablo de construir su propia iglesia sobre las ruinas de la vieja del pueblo, la cual ha ardido recientemente.

La atmósfera del filme es ciertamente bizarra e inquietante, un excepcional e inclasificable filme ( sin ser Expresionista, se aprecian interesantes indicios del mismo ) en donde se pueden apreciar sorprendentes escenas acorde con la terrible pesadilla que sufre el protagonista del filme, como por ejemplo cuando el demonio consigue construir su propia iglesia o las explícitas escenas de seducción de Herr Satan hacía Frau Anne, su inocente víctima, las cuales todavía hoy en día resultan ser muy atrevidas e incluso escandalosas.

El bien y el mal, tentaciones y deseos, el placer de pecar, la avaricia y codicia, todo un torbellino de primarios sentimientos humanos incluidos en una historia de febril alucinación en donde incluso Herr Gott tiene una breve aparición en el filme, en la que quizás sea una de las más bizarras e indescriptibles escenas de la película, cuando al Creador le es denegado el acceso a la iglesia del diablo por los parroquianos del lugar… el mundo del revés, ja wohl!... afortunadamente todo es un sueño y al final del filme hay gran sensación de alivio y luminosidad cuando Herr Asmus despierta y comprueba que todavía conserva a su amada esposa y su granja.

Consecuentemente, “Die Teufelskirche” fue producido por ¡“Lucifer Films”! y ciertamente, visto lo visto, éste Herr Graf gustaría poder ver más filmes producidos por tan sacrílega productora germánica… sobre éste aspecto, decir que la borrosa copia que éste Herr Von pudo contemplar en el teatro del Schloss es un nitrato editado por el eminente y lamentablemente fallecido especialista en música tradicional y cinéfilo Herr Leslie Shepard, a quién éste conde germánico y numerosos admiradores silentes del mundo entero le deben mucho por haber compartido sus archivos silentes repletos éstos de incunables y raros filmes, esperando que algún día éstos sean restaurados como ciertamente se merecen.

Y ahora si me lo permiten, les tengo que dejar momentáneamente, pues este conde germánico tiene que evitar cenar demasiado de ahora en adelante.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien

Samstag, September 17, 2011

"Die Keusche Susanne" (1926) By Richard Eichberg



Frau Lilian Harvey und Herr Willy Fritsch were a very popular Teutonic artistic couple during the silent and talkie periods; they were for the German screen what Herr Goethe und Herr Faust were for literature or Herr Wagner und the Nibelungen for music or Herr Hitler und Herr Goebbels for politics, fortunately for the sake of the whole wide world, Frau Harvey und Herr Fritsch were nicer than the other ones…

“Die Keusche Susanne”, a film directed by Herr Richard Eichberg in the silent year of 1926, was the first pairing of this popular German couple. It’s an unabashed and light-hearted comedy that was based on a very popular operetta by Herr Jean Gilbert who certainly betrayed his own country by frenchifying his real name, Max Winterfeld.

Herr Richard Eichberg uses wisely and properly the operetta material, keeping the essence of the play ( a love triangle with the city of Paris as background ) but transferring it to the silent film narrative, achieving a different but wonderful and funny comedy, shameless and well paced and depicting a collection of misunderstandings in the midst of a “joie de vivre” atmosphere.

The carefree characters have to deal with the rules of a strict society that frowns on bold conduct by women. Susanne ( Frau Ruth Weyher ), a fraulein of easy virtue is the lover of the Baron of Aubrais ( Herr Hans Junkermann ) whose daughter, Frau Jacqueline ( Frau Lilian Harvey ) has a peculiar relationship with Herr René ( Herr Willy Fritsch ). Such love relationships are bound to meet with disapproval.

This Teutonic love mess comes to the boiling point at the “Moulin Rouge” in what is a grand and mad finale, perfectly directed by Herr Eichberg who knows the basic rules and tricks for farce, and who is helped by an inspired cast and crew. Overall, it is a charming and lovely Teutonic high comedy which exposes the hypocrisy underlying the conservative establishment.

And now, if you'll allow me, I must temporarily take my leave because this German Count must try to find a wicked and chaste Teutonic rich heiress.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien

-/-

Frau Lilian Harvey und Herr Willy Forst, fueron una pareja artística muy popular durante la época muda y sonora del cinematógrafo teutón; ellos fueron para la pantalla germánica lo que Herr Goethe und Herr Faust fue para la literatura o Herr Wagner y los Nibelungos para la música o Herr Hitler und Herr Goebbels para la política…, afortunadamente y por el bien del mundo entero, Frau Harvey und Herr Forst eran muchos más simpáticos que los anteriormente citados.

“Die Keusche Susanne”, filme dirigido por Herr Richard Eichberg en el año silente de 1926, fue el filme en el cual tan célebre pareja trabajaron juntos por primera vez, una divertida y descarada comedia basada en una popular opereta de Herr Jean Gilbert, el cual traicionó a su país al afrancesar su verdadero nombre germánico, Max Winterfeld.

Herr Richard Eichberg usa de forma ingeniosa y apropiadamente el material original de la opereta, manteniendo la esencia de la obra ( un triángulo amoroso con la ciudad de París de fondo ) transfiriéndolo al lenguaje cinematográfico, consiguiendo una divertida comedia, diferente, desvergonzada y con mucho ritmo narrativo, incluyendo el filme toda una colección de malentendidos dentro siempre de un ambiente desenfadado.

Los despreocupados personajes principales del filme tendrán que hacer frente a una sociedad muy moralista con estrictas reglas y que no permite conductas demasiado atrevidas, premiando especialmente la virtud femenina, por lo cual frauleins de dudosa virtud como es Frau Susanne ( Frau Ruth Weyher ), amante del Barón de Aubrais ( Herr Hans Junkermann ) la cual conjuntamente con la hija del susodicho Barón, Frau Jacqueline ( Frau Lilian Harvey ) mantienen una peculiar relación sentimental con Herr René ( Herr Willy Fritsch ), serán causa de desaprobación por esas particulares relaciones amorosas.

Todos ellos intentarán finalmente solucionar tan complicado lío amoroso en un alocado “grand finale” en el “Moulin Rouge”, en donde Herr Eichberg dirige y emplea de forma eficiente ciertas reglas y trucos para que una buena comedia funcione, ayudado éste por un excelente equipo e inspirados actores, consiguiendo finalmente una encantadora alta comedia teutónica en la cual se puede apreciar además la hipocresía subyacente en ciertas sociedades conservadoras.

Y ahora si me lo permiten, les tengo que dejar momentáneamente, pues este conde germánico tiene que intentar encontrar a una pérfida y casta rica heredera teutónica.

Herr Graf Ferdinand Von Galitzien